miércoles, 1 de marzo de 2017

Algunas ideas sobre diversidad y tolerancia

El nivel óptimo de inclusión al que deberíamos intentar llegar es a no ver al “otro” como una desviación de la norma (que soy yo y los míos) que debe tolerarse, ni siquiera como una “irregularidad” del sistema, a quien debe tratarse de forma especial, sino en reconocer que el yo y mi circunstancia son solo una de muchas circunstancias posibles. Es así que yo, como hetero no soy la norma en la que los LGBTII son una desviación, sino que el ser hetero es solo una posible preferencia e identidad entre muchas. El yo ser cristiana no es la única religión posible, en la que yo tolero otras religiones y espiritualidades (que deba considerar erróneas), sino que es solo una forma entre muchas de experimentar lo divino. Yo, en mi mestizaje, soy solo una mezcla posible de todas las millones de mezclas que han habido, hay y habrán sobre la tierra. Yo, con mis capacidades limitadas, necesito de herramientas y apoyos para lograr en conjunto y con los recursos adecuados aquello que sola no puedo lograr, como todos nosotros necesitamos en mayor o menor medida ayuda para ser lo mejor que podemos ser. Yo soy única, tan única como todos mis coterráneos de este planeta tierra. Soy solo una posibilidad entre miles de millones. La única norma posible en este planeta diverso es la diversidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada